in

Un tatuaje sexual que ahora lo avergüenza

Una joven se hizo un tatuaje sexual para homenajear a su padre. Pero lo que ella nunca sospechó era que el motivo que eligió tenía un “sentido hot” para su papá.

Después de hacerse una frase en su cuerpo, ella descubrió que se trataba de un tatuaje sexual un año después.

Su intención había sido eternizar en su piel una frase que a él le encantaba repetir. Y la muchacha, sin saber lo que realmente significaba, fue a tatuársela sin dudarlo.
Y sin pensar, o sospechar, lo que realmente significaba.

La cuestión es que la frase de su padre tenía un doble sentido. Del que ella no se dio cuenta a tiempo.

Rhianna Cooper, la joven de la noticia, es una inglesa de 22 años que vive en Northamptonshire. Y lleva su tatuaje sexual en la zona debajo del cuello, entre los omóplatos.
Make it count” dice la frase, que en español significa “Haz que valga la pena”. Y ella misma explicó que su padre siempre le comentaba que “sólo tienes una vida, haz que valga la pena”.

Por lo que interpretó que el dicho significaba eso. Pero no. A su papá le gustaba usarla con doble sentido. En la jerga barrial, la frase tiene un significado, literal, de Métela por el c…”.

Se ve que el hombre tenía sus gustos y preferencias sexuales, claro.

Por eso cuando la chica se lo hizo y se los mostró a sus padres, ninguno de los dos hizo comentarios. Lo que pareció extraño.

Muchos años después, cuando empezó a tener relaciones sexuales con su novio, ella escuchó que él le hizo un comentario. ¡Y que hacía alusión al tatuaje!

Y ahí cayó en la cuenta la pobre Rhianna.

En fin, aunque ahora le da pudor cuando se lo ven, y luego de pensar en quitárselo con láser, decidió dejárselo.

Junto con otros tatuajes que tiene de animales y flores. Total, dice ella, “no se ve tanto” en el lugar donde está el tatuaje.

¿Qué te parece?

43 Puntos
Upvote Downvote